Fracaso2

La toma de decisiones en las empresas familiares, clave para garantizar su futuro

Por Jorge Mas

En la Unión Europea hay aproximadamente 17 millones de empresas familiares, representan el 75% de las empresas que hay en la UE y representan el 60% del PIB.

Las empresas familiares consiguen mejores resultados que las empresas no familiares, y el ciclo de vida de estas es mayor respecto a las no familiares.

La importancia de las empresas familiares cada vez se hace más visible, ya que son una excelente herramienta en la situación actual para generar empleo.

A pesar de estos datos bien es cierto que existen una serie de particularidades que hacen que las empresas familiares de vez en cuando se vuelvan poco competentes, haciendo que las grandes posibilidades de crecimiento y de éxito se desvanezcan.

La causa es debido a no querer hacer frente a las decisiones que implica hacer de la empresa familiar, una empresa competente y profesional, al interponer los motivos personales o familiares a las necesidades empresariales.

En las empresas familiares debemos diferenciar bien tres círculos:

  1. EMPRESA
  2. PROPIEDAD
  3. FAMILIA

Cada decisión que se tome para mejorar la situación de cada círculo, puede ver seriamente afectado a los otros respectivamente. Por lo que hemos de saber priorizar nuestros objetivos.

Por ejemplo en el caso que una persona deba tomar la decisión de prescindir de los servicios de un familiar por el bien de la compañía, debe saber que seriamente va a perjudicar los intereses de la familia. No hacerlo puede evitar un conflicto a corto plazo, pero a bien seguro acabará perjudicando al círculo de la empresa, posteriormente al de la familia y posteriormente al de la propiedad.

Hoy estamos viviendo momentos coyunturales muy difíciles y las compañías deben tomar decisiones en base al círculo de la empresa, para garantizar su supervivencia, sabiendo que ello puede afectar especialmente al clima familiar. Hay que tener muy presente, que si la empresa entra en crisis y acaba cerrando los conflictos de familia y de propiedad no van a tardar en llegar.

Lo primero de todo para que una empresa sea competente y profesional debe cumplir lo siguiente:

1. Preservar los valores de familia y empresa

¿Todo tu equipo humano conoce los valores y los comparte? Respeto, innovación, Orientación al logro, Empatía ,Profesionalidad …etc

Muchas empresas, quieren unos valores que no son compartidos por los miembros de la organización y este aspecto acaba fracturando la unidad de las personas. Preocupate por preservar los valores de la empresa y de las personas que la componen. Las personas son el motor de la empresa

2.Tener un perfil competente

Como de preparado esta tu equipo? Formación, experiencia,…etc, Si quieres que tu empresa avance y sea profesional, prepara a tu equipo, formale, y haz que mejore día a día. Crea un job description en tu organización, sino lo tienes y responsabiliza a tu equipo directivo en base a su preparación.

Imagina que eres el entrenador de un equipo de atletismo y debes escoger a un corredor para una maratón. Uno se ha preparado durante tres meses, ha corrido diferentes medias marathones y está cumpliendo con buenos registros, y otro no tiene preparación y su máxima distancia han sido 10 km. Está claro que escogeríamos  al primero. No obstante, si de una empresa familiar se tratase y el segundo fuese el miembro familiar, posiblemente la decisión no estaría tan clara. Pon sentido común a tus decisiones.

 3. Trabajar por competencias

Si tu equipo no se quiere formar porque sus prioridades personales  son otras, sus funciones en la empresa también deberán cambiar. Si las personas están preparadas de forma diferente, sus trabajos y responsabilidades también tienen que ser diferentes.

No des trabajo a los miembros de la familia simplemente por ser familia, dales trabajo porque se lo han ganado y lo valen.

4. Meritocracia

Es injusto no dar valor a las personas que hacen crecer tu organización. Frústralas y perjudicarás tu compañía. Es imposible que todos los miembros de una familia se comporten por igual, por eso hay que valorar sus diferencias, y cada miembro puede ser genial en diferentes áreas. Trátalos por igual y quemaras su talento.

5. Cuida tu propiedad

Tener a personas poco motivadas en tu organización, y mantenerlas en la empresa simplemente por ser familia, no solo va a perjudicar a la empresa sino que va a acabar enfrentando a los miembros de la familia y de tu equipo profesionall, por la baja competencia compartida en la empresa.

No hay nada mejor que tener a un miembro de la familia desde fuera y darle seguridad económica con acciones y dividendos. No sólo conservarás la propiedad sino que la harás crecer y a demás mantendrás contentos a todos los miembros de la familia.

6. Tener bien identificada la Estrategia y los Objetivos

Las empresas deben tener escrito un buen guion para ir cumpliendo los objetivos. Sin un sueño y una causa la empresa no tendrá la línea recta bien trazada y los miembros que trabajan en ella no entenderán que meta deben alcanzar

7. Trabaja la comunicación y la cohesión

Las empresas familiares poco competentes, no trabajan correctamente la comunicación interna, la unión, promoviendo un clima relajado y distendido donde todos los miembros pueden expresar sus opiniones sin temor y con el objetivo de construir

ERRORES HABITUALES QUE ACABAN ARRUINANDO A MEDIO PLAZO LAS EMPRESAS FAMILIARES

    1. Valorar a los miembros por ser familia y no por su desempeño en la empresa
    2. Dar entrada a los miembros de la familia simplemente por ser familia
    3. Rodearse de gente incompetente para no perder poder
    4. Rodearse de personas sin talento, que te dicen lo que quieres oír y no lo que necesitas para mejorar, aunque no guste
    5. Delegar con autoridad y no con liderazgo
    6. No compartir mismos valores entre los miembros de la familia
    7. Confiar las decisiones en gente poco preparada
    8. No crear acciones de motivación
    9. Proteger la reputación de todos los miembros de la familia por igual sin merecerlo
    10. No preparar una buena sucesión

Si las empresas familiares gestionaran las competencias y los perfiles de sus directivos y su equipo igual que lo hacen las no familiares la ventaja frente a estas aumentaría mucho más y podríamos ver un aumento considerable en el ciclo de vida de las compañías familiares.

Ahora más que nunca con la coyuntura económica que tenemos, es irresponsable no querer profesionalizar la empresa familiar, haciendo que la toma de decisiones sea en base a la preparación del candidato y sus competencias.

Muchos empresarios que han tenido éxito, se acomodan y pierden el hambre que los hizo grandes, pierden perspectiva y no quieren dejar el circulo de la seguridad, para saltar al círculo del cambio que les genera inseguridad, miedo y es más complejo.

Sólo TÚ tienes la llave para hacer de tu empresa, una empresa de futuro.

Haz competente tu empresa familiar y ayuda a crear más puestos de trabajo haciéndola crecer.

La empresa familiar, es clave para liderar el progreso de la economía del siglo XXI

Jorge Mas
Director Ejecutivo
Tel:93.494.83.56
Fax:93.419.63.45
@crearmas